17 abr. 2014

MITO RELATO 101.- ELECCIÓN VOZ EN GRITO

 


 ¿A quién queréis que suelte, a Jesús o al bandido Barrabás?  Dijo Poncio Pilatos en perfecto arameo.
La muchedumbre congregada ante la explanada de la residencia del procurador romano se sumió en un murmullo que parecía salir del polvo y el calor sofocante.
Unas voces sueltas y desperdigadas comenzaron a gritar con toda claridad 
Procurador, libera a Jesús de Nazaret. El clamor fue inmediato  Jesús, Jesús, Jesús, Jesús, Jesús, como una letanía.
Alguien se acerco al orondo procurador y al oído algo le dijo. La frase musitada pertenece a los grandes misterios de este mundo. 
Una calma tensa dio paso a un nuevo griterío  Jesús, Jesús. Suelta a Jesús, suelta a Jesús, suelta a Jesús...

A las pocas semanas nadie recordaba al popular malhechor, cuyo cadáver se pudría en un monte cercano, clavado en una cruz. 
El Nazareno liberado se diluyó entre el polvo y el discurrir del tiempo. Todo, desde esos días, es obvio, discurrió por otros derroteros. 
© M. Iglesias/2014


4 comentarios:

Trecce dijo...

Pudo ser.

MANUEL IGLESIAS dijo...

Trecce: Cuanta sangre se hubiese dejado de verter, desde el primer día. Luego; mártires, cruzadas, reconquistas, santo oficio, evangelizaciones con espada, fanatismos, guerras de religión, más cruzadas...Hubiese sido otro mundo.

ethan dijo...

Es que tienes razón, a veces el devenir de la humanidad se cuenta por un determinado suceso, como si uno de los monolitos de 2001 hubiera aterrizado en ese momento del tiempo y el espacio.

MANUEL IGLESIAS dijo...

Ethan: mi saturación de "semana de pasión. procesiones. Desmesura nacionalcatólica, me han llevado a imaginar el cuento de otra forma, sencilla y justa. ¡Cuanta sangre y carne chamuscada hubiesen llegado a una vejez normal.

Busca nuestras entradas